ALOPECIA (caída de cabello) – Causas y tratamiento

Introducción

La caída del cabello del cuero cabelludo, conocida como calvicie, se llama alopecia androgénica en términos médicos. Alopecia significa caída del cabello, y androgénica se refiere a la influencia de la hormona masculina en el proceso.

La caída del cabello puede ser consecuencia de factores genéticos y hereditarios, cambios hormonales, enfermedades o medicamentos.

Muchas personas piensan que la calvicie es un problema exclusivo de los hombres, pero, en verdad, la pérdida de cabello definitiva afecta a las mujeres en la misma proporción. La diferencia es que, como la calvicie femenina es generalmente menos intensa y, por lo tanto, más discreta, es más fácil de camuflar.

En este artículo vamos a discutir las causas de la calvicie y los tratamientos disponibles.

Ciclo de vida del cabello

Los pelos y el cabello son estructuras cilíndricas compuestas de proteínas, principalmente queratina, que crecen en la piel a través de los folículos pilosos situados en las regiones más profundas de la dermis. Todo el cuerpo, excepto las palmas de las manos y plantas de los pies, poseen folículos pilosos y pelos. En algunos lugares, por ser muy claros y finos, pueden pasar desapercibidos, pero están ahí.

Los pelos presentan  características y velocidad de crecimiento distintos en cada lugar del cuerpo, que es evidente cuando comparamos las pestañas, los cabellos, los vellos púbicos y la barba, por ejemplo. El cuero cabelludo tiene en promedio 100.000 pelos, con un crecimiento promedio de 1 a 2 cm al mes.

Cada día perdemos cerca de 75 a 100 pelos. Dependiendo de la época del año, la etapa de vida y factores ambientales, esta pérdida puede ser aún mayor. El ciclo de vida del cabello se divide en 3 fases:

  1. Anágena o fase de crecimiento del cabello. Dura en promedio de 2 a 3 años y puede llegar hasta 7 años.
  2. Catágena o fase de involución. Sólo dura unas semanas, en promedio dos o tres. En esta fase el pelo deja de crecer y el folículo comienza a retroceder.
  3. Telógena o fase de desprendimiento. Dura 3 a 4 meses. El cabello se suelta de la papila y comienza una nueva etapa de crecimiento
Ciclo de crecimiento del cabello
Ciclo de crecimiento del cabello

A medida que el cabello nuevo crece, el antiguo cabello “muerto” es empujado fuera del folículo piloso y cae. Este proceso de crecimiento y muerte se produce en todo el cuerpo con diferentes velocidades para cada tipo de pelo. Para aquellos que toman mucho tiempo para crecer terminan cayendo antes de convertirse en grandes. Esto ciclo explica por qué algunos pelos no superan ciertos tamaños y por qué el pelo de la cabeza rara vez sobrepasa la línea de cintura, aunque nunca se corte el cabello.

De los 100.000 cabellos de tu cuero cabelludo, en este momento, aproximadamente el 85% están en fase de crecimiento (anágena), el 5% en fase de involución (catágena) y 10% en fase de caída (telógena).

¿Qué causa la calvicie?

La calvicie, o alopecia androgénica, es causada por un acortamiento de la fase de crecimiento, por un adelgazamiento progresivo del cabello y por la reducción del tamaño de los folículos, haciendo con que la raíz se acerque cada vez más a la superficie de la piel.

Esta miniaturización del folículo es un proceso hereditario y mediado por las hormonas masculinas. Para ser más preciso, el problema se presenta en aquellos pacientes que excesivamente producen una enzima llamada 5 alfa-reductasa, que transforma la hormona masculina testosterona en su derivado dihidrotestosterona. Factores genéticos determinan esta producción excesiva.

La dihidrotestosterona se une a los receptores existentes en algunos folículos pilosos que causan la reducción de su tamaño. Por lo tanto, la calvicie se presenta en aquellos individuos con altos niveles de dihidrotestosterona y numerosos folículos con receptores para esta hormona. Las distintas distribuciones de receptores de dihidrotestosterona entre individuos explican por qué tenemos diferentes tipos de calvicie. La siguiente figura ilustra los patrones más comunes de pérdida de cabello en los hombres.

Calvície masculina

En mujeres, la alopecia androgénica es la más difundida por el cuero cabelludo, sin embargo, menos intensa. Generalmente lo que ocurre es una reducción intensa de los filamentos del cabello, que ocurre principalmente en el centro y en el ápice de la cabeza. La calvicie completa, como en los hombres, es rara en las mujeres.

alopecia androgénica en las mujeres

Tratamiento de la calvicie

El tratamiento de la calvicie masculina se basa en el uso de dos medicamentos:

  • Minoxidil en solución tópica (aprobada para hombres y mujeres).
  • Finasterida por vía oral (aprobada solamente para hombres).

a) Minoxidil

La solución de minoxidil para aplicación directa en el cuero cabelludo mejora la caída del cabello al aumentar el tiempo de la fase anágena y estimular el crecimiento de los folículos miniaturizados. Los resultados tardan al menos 4 meses, siendo más pronunciados en el ápice del cuero cabelludo y menores en la región frontal. El tratamiento es para toda la vida. Con la interrupción, la pérdida de cabello vuelve.

b) Finasterida

Finasterida es un medicamento originalmente utilizado en hipertrofia prostática, pero que con el tiempo se observó que presenta como efecto secundario una reducción en la caída de cabello.

La finasterida es un bloqueador de la enzima 5 alfa-reductasa, que, como se explicó antes, evita la conversión de la testosterona en dihidrotestosterona (DHT), que es responsable de los efectos negativos en los folículos pilosos.

En general, se defiende el uso de pastillas de 1 mg al día, durante al menos 1 año. Con el uso de finasterida se produce el aumento del número de filamentos del cabello, que se convierte es más gruesos y fuertes. Si la droga se suspende, sin embargo, dentro de 6 a 9 meses el paciente pierde todo el cabello nuevo que había crecido. La finasterida en mujeres no ha demostrado todavía ser eficaz y se ha comprobado que causa mal formaciones fetales. Por lo tanto, no es un medicamento indicado para la calvicie femenina.

No hay evidencia que los tratamientos basados en láser u otros tipos de luces, muy publicados en los medios de comunicación, sean realmente efectivos para prevenir la pérdida del cabello. Resiste a la tentación de probar tónicos capilares milagrosos. Además de no funcionar, pueden acelerar el proceso de caída de cabello.

Si tienes pérdida de cabello, consulta a un dermatólogo para que él pueda decidir la mejor estrategia terapéutica para tu caso. No te auto mediques. Recuerda que tanto el finasterida como el minoxidil presentan efectos secundarios y contraindicaciones. Además, hay varias otras causas para la caída del cabello además de la alopecia androgénica, que no deben ser tratadas con cualquiera de estos dos fármacos.

Trasplante de cabello

La mejoría permanente en la alopecia androgenética se puede lograr a través del trasplante de cabello con unidades foliculares, que se ha convertido en el pilar del tratamiento quirúrgico. Los candidatos ideales para el trasplante de cabello son los pacientes con alopecia androgenética estable o controlada médicamente que desean mejoras permanentes y tienen un reservorio de cabello adecuado para el trasplante.

En esta forma de tratamiento, el cirujano extrae folículos capilares del cuero cabelludo occipital (parte posterior del cuero cabelludo donde aún hay cabello) y los trasplanta en áreas afectadas por la alopecia. El cabello trasplantado mantendrá las características del sitio donante del cuero cabelludo occipital, que es relativamente resistente a la alopecia androgenética. Los cabellos trasplantados tienden a seguir siendo pelos de gran calibre.

Los trasplantes de cabello son caros y pueden ser dolorosos.

Otros tipos de caída de cabello

Hay varias otras causas de caída de cabello. A diferencia de la calvicie, a menudo causan pérdidas localizadas e irregulares. Sin embargo, en casos difusos pueden asemejarse a la alopecia androgénica. Vamos a citar las causas más comunes:

  1. Efluvio anágeno: es la caída de cabello que ocurre, por ejemplo, en la quimioterapia, radiación o envenenamiento con mercurio.
  2. Efluvio telógeno: se produce como un efecto secundario de varias drogas, deficiencias de vitaminas, estrés psicológico o enfermedades de la tiroides.
  3. Alopecia traumática: se produce por un traumatismo mecánico y/o químico del cabello. Puede presentarse después de algunas técnicas de alisado de cabello con repetidas tracción del mismo asociado al uso de productos químicos. Algunas personas con crisis nerviosas pueden arrancar el propio cabello y tener este tipo de alopecia.
  4. Alopecia areata: es una enfermedad autoinmune, donde el cuerpo pasa a producir erróneamente anticuerpos contra sus folículos pilosos. El cuero cabelludo es el más afectado, pero puede haber pérdida de pelos en cualquier parte del cuerpo.
  5. Tinea capitis: infección micótica del cuero cabeludo
  6. Lupus discoide: es una forma de lupus que afecta preferiblemente a la piel.

¿Encontraste un error de traducción? Háganos saber por correo electrónico: pedro@mdsaude.com

También podría gustarte

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More