VIDEO: Qué es el Trastorno de Ansiedad Generalizada

Subtítulos en español

Visite nuestro canal de Youtube: https://www.youtube.com/mdsaude

Transcripción del video

El trastorno de ansiedad generalizada forma parte de un grupo de trastornos psiquiátricos que también incluye: trastorno de pánico, fobia social, estrés postraumático y trastorno obsesivo-compulsivo.

Episodios ocasionales de ansiedad son completamente normales, especialmente ante situaciones que lógicamente causan miedo, temor o nerviosismo. Todo el mundo puede sentirse ansioso y preocupado de vez en cuando.

Solamente cuando estos sentimientos son muy frecuentes e interfieran con sus actividades diarias es que creemos que hay una enfermedad.

El primer aspecto importante en relación al trastorno de ansiedad generalizada es que la mayoría de los pacientes presenta también otras afecciones psiquiátricas, como depresión o síndrome de pánico, por ejemplo.

La causa del trastorno de ansiedad generalizada no se entiende todavía completamente, pero ella es más probablemente el resultado de múltiples factores, antecedentes familiares de enfermedad psiquiátrica, siendo uno de los más importantes.

Además, personas que han sufrido experiencias traumáticas o eventos no deseados en la infancia, o tienen ciertos rasgos de personalidad como timidez excesiva y un temperamento negativo, también están bajo mayor riesgo de trastorno de ansiedad durante la vida adulta.

Los síntomas de trastorno de ansiedad generalizada son muy variables, pero la ansiedad excesiva y persistente es el más importante.

Otros signos y síntomas que también son comunes incluyen: inquietud, irritabilidad y sensación de estar en el límite,  cansancio fácil y trastornos del sueño, dificultad para concentrarse o sensación de “quedarse en blanco”, dificultad para tomar decisiones y preocupación persistente y, a veces, obsesiva, que es desproporcional en relación al grado de importancia de la situación en cuestión.

Los ataques de ansiedad también tienden a venir acompañado de señales físicas, como sudoración excesiva, sensación de desmayo, entumecimiento, dolor de cabeza, temblores, náuseas, diarrea, dolor abdominal y tensión muscular.

Las personas que, además del trastorno de ansiedad generalizada también tienen ataques de pánico, pueden incluir palpitaciones, dolor torácico, sensación de muerte inminente y miedo de volverse locas.

Ya el paciente que también tiene fobia social generalmente tiene miedo de sentirse humillado o avergonzado en público, caso sus síntomas de ansiedad aparezcan.

Esto hace con que él restringa muchísimo las situaciones de interacción social, pudiendo  ser difícil salir de casa inclusive para trabajar.

El trastorno de ansiedad generalizada suele ser una enfermedad crónica y la severidad de sus síntomas varía con el tiempo.

Algunos factores están asociados con un peor pronóstico, como: primera crisis en una edad temprana, una primera crisis muy severa o la presencia de enfermedades asociadas, tanto psiquiátricas como depresión o fobia social, como una enfermedad crónica física.

El tratamiento de la ansiedad debe ser individualizado, teniendo en cuenta las características personales de cada paciente.

Generalmente, son necesarios medicamentos de la clase de los antidepresivos y sesiones de psicoterapia.

¿Te resultó útil este artículo?  
1 Estrela2 Estrelas3 Estrelas4 Estrelas5 Estrelas6 Estrelas7 Estrelas8 Estrelas9 Estrelas10 Estrelas (1 votos, Nota: 10,00)
Cargando…

Publicidade - Publicidad

También podría gustarte