DERMATITIS SEBORREICA – Síntomas y Tratamiento

La dermatitis seborreica, también llamada eczema seborreico, es una enfermedad de piel mucho común y de poca gravedad. Esta forma de dermatitis es una inflamación crónica que surge en áreas de la piel que tienen un gran número de glándulas sebáceas.

La dermatitis seborreica no afecta tu salud de forma relevante, pero puede ser incómoda debido a la picazón, causando constreñimiento cuando las lesiones se desarrollan en partes visibles del cuerpo, como el caso de la dermatitis seborreica en el rostro.

Qué es la dermatitis seborreica

La dermatitis seborreica se caracteriza por lesiones de piel del tipo rash, con placas rojas que pican y pueden descamar. En general las lesiones surgen en áreas con gran producción de grasa en la piel, como cuero cabelludo, cara, región del pecho, conducto auditivo y espaldas. Cuando acomete al cuero cabelludo, la producción de caspa es uno de los signos más comunes.

La dermatitis seborreica no es una enfermedad contagiosa ni un signo de higiene personal deficiente. Tocar en las lesiones no te hará contraer la enfermedad.

Advertisements

La dermatitis seborreica acomete alrededor del 20% de la población mundial, pero solamente un 3% de las lesiones de piel son clínicamente relevantes. Los hombres son más acometidos que las mujeres. Es una enfermedad tiene dos picos de incidencia: durante el primer año de vida y después de la pubertad. Una vez que las lesiones hayan surgido por la primera vez, se vuelve una enfermedad crónica, que va y vuelta a lo largo de las décadas, con períodos de agravamiento de las lesiones, seguidos de gran mejora y desaparecimiento de los síntomas.

Causas de la dermatitis seborreica

Las causas de la dermatitis seborreica no están totalmente esclarecidas. Sabemos que no es propiamente una enfermedad de las glándulas sebáceas, y los pacientes acometidos no necesariamente presentan un aumento de la producción de grasa (oleosidad) por estas glándulas. No obstante, la predilección de la dermatitis seborreica por áreas de la piel ricas en glándulas sebáceas indica que estas estructuras hacen parte del proceso fisiopatológico de la enfermedad.

La teoría que más se acepta actualmente es que las glándulas sebáceas y la oleosidad producida por ellas tienen un papel permisivo en la génesis de la dermatitis seborreica, posiblemente por medio de la creación de un ambiente favorable al crecimiento de hongos del género Malassezia (antiguamente llamada Pityrosporum ovale).

El hongo Malassezia se alimenta de restos de piel muerta y prefiere áreas con mayor producción de grasa. Sin embargo, hay que se destacar que todavía no existe evidencia directa de que la Malassezia está implicada en el origen de la dermatitis seborreica. Este hongo hace parte de la flora de gérmenes habituales de la piel, pudiendo ser encontrado fácilmente en muchas personas.

Además de eso, los pacientes con dermatitis seborreica no necesariamente presentan una mayor población del hongo Malassezia en la piel, inclusive en las formas más severas de la enfermedad.

No obstante, la forma como el sistema inmunológico del paciente se enfrenta con la presencia de la Malassezia en la piel es que parece ser la causa de la inflamación y de los síntomas. La Malassezia puede ser irritante para algunas personas genéticamente predispuestas, lo que explica la aparición de dermatitis seborreica solamente en un porcentaje pequeño de las personas colonizadas por este hongo.

No se considera la dermatitis seborreica como una enfermedad infecciosa, aunque haya mejora de los síntomas cuando tratada con medicamentos antihongos. No hay que tener contacto con personas con eczema seborreico; probablemente ya tienes el hongo Malassezia en la piel, pero no tienes la dermatitis porque tu sistema inmunológico convive pacíficamente con él.

Signos y síntomas de la dermatitis seborreica

La dermatitis seborreica se caracteriza por pápulas rojizas en la piel, habitualmente en placas o costras, asociadas a pruritos y descamación de la piel. Esta descamación puede generar caspa en el cuero cabelludo, en las cejas, barba y otras regiones con pelos, como la región torácica en los hombres.

Las lesiones del cuero cabelludo pueden sobrepasar los límites del pelo, volviéndose visibles y presentándose como costras o placas ligeramente elevadas, color de salmón y con descamaciones amarillentas o plateadas. Puede haber caída del pelo, que suele retroceder con el tratamiento.

Advertisements

La dermatitis seborreica en el rostro suele surgir en la frente, las cejas, las pestañas, atrás de la orejas, en la región de la barba y alrededor de los surcos de la nariz y boca. La afección alrededor de los ojos favorece el desarrollo de blefaritis y orzuelo.

La afección del conducto auditivo suele causar prurito en el oído, lo que favorece la formación de cerumen.

El tronco es otra región frecuentemente acometida por la dermatitis seborreica. Las lesiones suelen ser en placas redondeadas o en formato geográfico, y acometen el pecho y la región del hueso esternón. Los hombres que tienen pelos en el pecho son más acometidos.

Dermatitis seborreica
Dermatitis seborreica en el cuero cabelludo

Otras áreas del cuerpo que también puede ser acometidas son ingles, axilas y nalgas.

La dermatitis seborreica presenta un carácter crónico, con períodos de mejora y empeoramiento que persisten durante décadas. La enfermedad suele agravarse con el tiempo frío y seco, en situaciones de fatiga o estrés emocional, tras ingestión de alimentos grasientos o bebidas alcohólicas, en personas que fuman o después de baños calientes. Parece que los baños de sol mejoran las lesiones.

Tratamiento de la dermatitis seborreica

No existe curación para la dermatitis seborreica. Pero se puede controlar la enfermedad con tratamientos de modo que cause poco incómodo al paciente.

Los casos sencillos, solamente con caspa en el cuero cabelludo, pueden ser controlados solamente con champú anticaspa. Hay varios de champús anticaspa disponibles en el mercado. La diferencia entre ellos es el ingrediente activo. Los champús con cualquier una de las siguientes sustancias también son eficaces después de cuatro semanas de uso:

– Sulfuro de selenio.
– Ciclopirox.
– Ácido salicílico.
– Alcatrán.
– Piritionato de zinc.
– Cetoconazol.

Se debe dejar el champú en el pelo durante, por lo menos, 5 minutos antes de ser enjuagado.

Si no hay mejora con los champús tradicionales, o si las lesiones son muy intensas, es necesario acudir al médico dermatólogo. El uso de lociones o champús especiales con corticoide puede ser necesario para el control de las lesiones.

Advertisements

En la lesiones en el rostro o tronco, las cremas con corticoides y antihongos (ej.: hidrocortisona + cetoconazol) suelen ser eficaces. Otras opciones incluyen cremas o pomadas con pimecrolimus o tacrolimus.

¿Te resultó útil este artículo?  
1 Estrela2 Estrelas3 Estrelas4 Estrelas5 Estrelas (12 votos, Total: 4,67 de 5)
Cargando…
Advertisements
Advertisements
También podría gustarte